Diariamente nuestras piernas están expuestas a múltiples factores que dañan su aspecto y hacen que pierdan su belleza. Largas jornadas de trabajo, falta de ejercicio, una dieta rica en carbohidratos, el paso de los años y la genética son las principales causas de su deterioro. Sin embargo, lucir piernas bonitas todo el año es posible. Te contamos cómo.

El primer paso es darnos cuenta de que hay que prestarles atención cada día al igual que hacemos con el cuidado de nuestro rostro o nuestra piel. Seguir una dieta saludable y realizar ejercicio al menos 30 minutos al día son algunas claves para conseguirlo.

Sin embargo, hay ocasiones en los que con estos sencillos pasos no es suficiente. Para ello existen tratamientos estéticos que nos ayudarán a conseguir la forma y armonía que deseamos para el conjunto de nuestro cuerpo:

  • Miniliposucción: Se realiza cuando el paciente requiere una reducción de grasa en una o dos áreas localizadas. Esta intervención está indicada en pacientes que, estando cerca de su peso ideal, tienen alguna zona de grasa más resistente como puede ser el caso de las rodillas, muslos y/o tobillos, por lo que es posible resolverlo con la miniliposucción.
  • Lipoescultura o Liposucción: a través de esta técnica se consigue reducir el volumen de las piernas (muslos, rodillas y tobillos) eliminando depósitos de grasa de determinadas zonas del cuerpo. Está indicada en aquellas personas con acúmulos de grasa en áreas localizadas como son los muslos, rodillas y tobillos. ·
  • Lifting de Muslos / Cruroplastia: Con esta técnica quirúrgica se corrige y recupera la forma y la tersura de los muslos del paciente. El deterioro de los muslos puede ser debido a que la piel tenga una extrema flacidez constitucional, a causa del envejecimiento o bien porque haya habido una pérdida de peso importante. Los resultados son muy positivos (Más información en el ENLACE)
  • Prótesis de Silicona: A través de implantes de silicona, que se colocan por la parte de atrás de las rodillas, se consigue el aumento de pantorrillas. Normalmente está indicado para casos muy concretos de atrofia de la pantorrilla por accidentes y lesiones. También se puede realizar esta intervención en casos con pacientes que tienen piernas extremadamente finas en proporción con su cadera y tórax.
  • Thighlighting: Se trata de un nuevo concepto dentro de la cirugía plástica en el que las proporciones de forma, contorno y longitud del muslo y las pantorrillas se optimizan para mejorar la apariencia de las piernas. Hablaremos de esta completa técnica más adelante.

La cirugía plástica ofrece muchas posibilidades para conseguir unas piernas bonitas y torneadas. Nuestro equipo de especialistas, liderado por el Doctor Ángel Juárez, tiene una amplísima experiencia en la realización de este tipo de intervenciones. Si deseas más información, solicita una primera consulta gratuita llamando o a través de nuestro formulario de contacto.