Depilación láser

Piernas, tórax, abdomen, axilas y barba

La depilación láser es un método de depilación que existe desde 1994 basado en la eliminación del vello de forma permanente mediante la emisión lumínica del láser.

Existen varios tipos de láser usados para la depilación, dependiendo de la longitud de onda en la que emiten, actuarán mejor sobre un tipo de vello u otro:

  • Láser Rubí, emite la luz a una longitud de onda de 695 nm, especialmente indicado para pieles muy claras Actualmente en desuso por su poca versatilidad y riesgos de quemadura.
  • Láser Alejandrita, emite la luz a una longitud de onda de 755nm, es un láser que se puede utilizar en casi todos los tipos de pieles y de vellos, siendo especialmente efectivo en pieles blancas o de tono medio.
  • Láser Diodo, trabaja a una longitud de onda de 810 nm, es también un láser versatil, que se suele emplear para pieles más oscuras, con fototipo superior a III. El láser soprano es un tipo de láser diodo con un sistema de funcionamiento a rafagas transmitiendo menores energías durante varios pulsos en la misma zona.
  • Láser Neodimio-Yag, con una longitud de onda de 1064 nm, se usa para pieles bronceadas o muy oscuras o Fototipo V.

Cuanto más clara sea la piel podremos obtener resultados más rápidos ya que las potencias siempre podrán ser mayores.

RESULTADOS

Es un método de depilación permanente del vello, es decir, el vello eliminado no vuelve a crecer, y es normal que se necesiten una media de 7 sesiones para eliminar la mayor parte del vello en la zona corporal. Existe un porcentaje del vello que queda con poca melanina y no es posible de eliminar.

La depilación láser está muy influenciada por las hormonas tanto en hombres como en mujeres.

CONTRAINDICACIONES

La Depilación Laser está contraindicada durante el Embarazo, Lactancia, en pacientes bajo medicación fotosensibilizante, y en pacientes que hayan estado expuestos al sol o radiación UVA y que su nivel de pigmentación sea alto.